Nuevo gobierno argentino decreta emergencia ocupacional por 180 días

0
139

Buenos Aires, Argentina, a 14 de diciembre del 2019.-  En busca de compensar un poco la complicada situación en el sector laboral, el gobierno argentino declaró hoy por decreto la doble indemnización ante casos de despido sin causa en el sector privado, y la emergencia ocupacional.

La medida, difundida en el Boletín Oficial, está enfocada en ayudar a aquellos que han vivido una complicada situación, por el ajuste económico implementado por el anterior Ejecutivo.

De acuerdo con la norma, la emergencia ocupacional se extenderá por un término de 180 días y se convocó a la Comisión Negociadora del Convenio Colectivo de Trabajo General para la Administración Pública Nacional a reunirse dentro de los próximos 90 días.

El decreto de necesidad y urgencia (DNU), señala que en el caso de despido sin justa causa durante la vigencia del decreto, los trabajadores afectados tendrán derecho a percibir el doble de la indemnización correspondiente de conformidad a la legislación vigente.

Al fundamentar la decisión, el nuevo Gobierno de Alberto Fernández precisa que la tasa de desempleo se ha incrementado hasta el 10,6 por ciento en el segundo trimestre de 2019, un punto porcentual superior a un año atrás, con tasas que en el caso de los jóvenes superan el 18 por ciento para los varones y el 23 entre las mujeres.

Asimismo sostiene que la dinámica del empleo asalariado registrado privado durante el último año muestra un marcado descenso que indica que 139 mil trabajadores y trabajadoras han quedado fuera del mercado laboral en el período septiembre 2018-2019.

Además el Ejecutivo prevé mejoras salariales en las asignaciones y jubilaciones que saldrán por ley próximamente, para estimular el mercado interno y la producción.

Fuente: Prensa Latina

Artículo anteriorFederación transfirió menos recursos a las entidades en 2018 que en 2017, revela análisis del IBD
Artículo siguienteALBA-TCP: primer frente de integración, afirma declaración de cumbre
Raúl Hernández Rivera En el periodismo desde 1966 en Excélsior, y desde 1971 con el tema de comercio exterior en revista Metrópolis 70 (1971-75), periódicos Uno Más Uno (1979), El Financiero (1983-84), Heraldo de México (1986), El Universal (1986-88), El Economista (1989-91), Asociación de Mexicana de Editores de los Estados (1994-97) y Agencia Mexicana de Información (1997-99). Revistas: de la Comisión Nacional Coordinadora de Puertos (de la Secretaría de la Presidencia de la República en 1976, Mi Ciudad (1982). Técnica y Humanismo (CONALEP en 1982); BARLOVENTO, (propia) sobre comercio exterior y Visión (1992-95). Otras actividades: Impartición de seminarios, cursos y conferencias sobre comercio exterior en el CONALEP SECOFI, Escuela Superior de Economía (IPN), Universidad Autónoma del Estado de México, ENEP Aragón y Acatlán Universidad de Colima y Universidad del Nuevo Mundo. Organizador de 36 viajes de prácticas a los principales puertos marítimos mexicanos. Asistencia a más de 20 diplomados sobre temas económico y político. Realización de 17 estudios especializados en materia de comercio exterior conjuntamente con estudiantes: "Ríos navegables en México", "El envase, empaque y embalaje", "Transporte de carga en FF.CC", "El Impacto de las comunicaciones y los transportes en el área de influencia del puerto de Manzanillo", entre otros. Coordinador del 1°, 2° y 3° Diplomado "El Concepto Integral del Comercio Exterior" en las LVI, LVII y LIX Legislaturas de la Cámara de Diputados. Director del Centro Cultural y Artesanal Xochicalco (1999-2001) desde donde se enviaron a Viena, Austria, seis contenedores de 40 toneladas cada uno de artesanías, beneficiando a más de dos mil artesanos mexicanos. Actualmente escribe los libros: Sobre puertos y marina mercante mexicanos, “Barlovento, crónica del saqueo”; “Maltratados por los Tratados mal tratados”. Una crítica mordaz sobre los tratados, convenios y acuerdos que nuestro país ha firmado en su historia, y “Comercialización, la gran ausente en el comercio exterior mexicano” sobre la carencia de una cultura de comercio exterior.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí